martes, 3 de febrero de 2015

Tarta adios taxi

Esta fue la tarta que preparé para celebrar para la jubilación de mi suegro,  que durante muchos años trabajó de taxista,
Como podréis comprobar, lo mío no es el dibujo, de hecho le di muchas vuelta al poner esta tarta o no en el blog, sin duda al pensar en lo buena que estaba me parecía que debía compartirla.
Un rico bizcocho relleno de pudding de caramelo, con cobertura de chocolate y decorado con natas... es irresistible, seguro que os gustará. 

Podéis seguirme también en el grupo de facebook:
https://www.facebook.com/cocinaparapobres
















 Ingredientes:
  • 250 ml de nata para montar
  • 3 huevos
  • 250 gr harina
  • 125 gr mantequilla
  • 200 gr de azúcar
  • 1 y 1/2 cucharadita levadura
  • 1/2 cucharadita de bicarbonato
  • 1 cucharadita de esencia de vainilla
  • 200 gr de buttermilk
  • 1/4 cucharadita de sal
para decorar:
  • 250ml de nata para montar
  • guindas
  • 6 cucharadas de azúcar
Relleno:
  • 1 sobre de preparado de pudding de caramelo
  • 500 ml de leche  
Para la cobertura
  • 150 gr Chocolate negro
  • 150 ml de nata para montar
  • 75 gr de mantequilla
Batimos la mantequilla y el azúcar hasta obtener una mezcla esponjosa,  añadimos uno a uno los huevos sin dejar de batir para que queden bien integrados.
En un cuenco  mezclamos la harina con la levadura, bicarbonato y la sal, reservamos.
En otro cuenco  mezclamos la esencia de vainilla y buttermilk, reservamos.
Vamos añadiendo a la mezcla de mantequilla, azúcar y huevo un poco de harina y un podo de buttrmilk, empezando y terminando con harina. Mezclamos muy  bien  para que quede todo bien integrado.




Vertemos la masa obtenida en un molde previamente engrasado o forrado con papel de hornear, y con el horno precalentado a  160ª horneamos durante  aproximadamente 1 hora o hasta que al pinchas el bizcocho en el centro con un palito, este salga limpio.
Si el bizcocho se dora pronto, cubrimos el bizcocho con papel de aluminio para que no se nos queme.


Mientras horneamos el bizcocho seguimos las instrucciones  según fabricante para preparar  puddin, el cual usaremos para rellenar nuestra tarta, yo usé pudding de caramelo pero si os gusta mas de otro sabor, no dudéis de cambiarlo. Dejamos la mezcla en el frigorífico hasta que cuaje.

Una vez frío el bizcocho, lo desmoldamos y lo cortamos  a lo ancho, yo hice dos corte para poder poner un doble relleno.




Para hacer la cobertura de chocolate:
Calentamos la nata hasta que empiece a hervir y apartamos del fuego, añadimos la mantequilla y el chocolate troceado, mezclando bien hasta  obtener una crema homogénea.
Lo ideal sería colocar la  tarta sobre una rejilla  y dejar que el chocolate caer,  como no tenía rejilla para poderlo hacer así, pinté la tarta con chocolate, una vez sólido  el chocolate pase la  tarta al plato donde la presentaría.





Decoramos la tarta con nata montada;  Para que la nata   monte sin problema, debe estar bastante fría, lo ideal es usar nata como mínimo de 30% de materia grasa. El azúcar los agregaremos cuando la nata esté casi montada.




** Podemos comprar el Buttermilk ya hecho, pero si al igual que yo no lo encontráis os cuento que podemos prepararlo casero. Para ello simplemente mezclamos 200 gr de leche con 10 gr de vinagre o zumo de limón y  lo dejamos reposar durante 10 minutos.




  • Use un poco de chocolate blanco derretido para hacer la decoración de la tarta, con la ayuda de un palillo de madera..


11 comentarios:

  1. Que buena y qué hambre me está entrando de verla :)

    ResponderEliminar
  2. lo mas importante de todo es el detallazo q tuviste con tu suegro!!! la verdad q se quedaria encantado con esta tarta tan rica q comisteis!!!

    ResponderEliminar
  3. Lo importante es el cariño con que se hacen las cosas....seguro que a tu suegro le pareció la tarta mas divina del mundo !!!...y no lo dudo.
    Besitos.

    ResponderEliminar
  4. preciosa y esponjosa tarta.
    Saludos a tu suegto y a disfruat de su jubilacion

    ResponderEliminar
  5. Pues si que tenia que estar bien rica, con esos ingredientes..unmmmmm!!......ahora mismo me cogía un cacho bien grande

    ResponderEliminar
  6. Pues has hecho bien, en primer lugar porque la tarta y el acontecimiento se lo merecen. Y en segundo porque yo eso del pudín de caramelo no lo había visto nunca. Y me gusta.
    Besinos y a disfrutar de la jubilación.

    ResponderEliminar
  7. Pues has hecho bien, en primer lugar porque la tarta y el acontecimiento se lo merecen. Y en segundo porque yo eso del pudín de caramelo no lo había visto nunca. Y me gusta.
    Besinos y a disfrutar de la jubilación.

    ResponderEliminar
  8. Una tarta que de seguro a tu suegro le gustará después de tantos años en el taxi...se ve que está muy jugosa y tu con tu buena intención ya lo bale.Un beso y buenos días.Doris

    ResponderEliminar
  9. Mi querida amiga, has hecho muy bien en ponerla por que la pinta es deliciosa, y solo con ese hermoso detalle de poner el taxi de tu suegro en ella es mas que suficiente, las cosas que estan hechas con cariño siempre saben a gloria y son una preciosidad, como tu tarta que a mi me ha encantado. Mil besicos amiga

    ResponderEliminar
  10. Magda, Pues yo creo que también has hecho bien en publicarla uno no se jubila todos los días. el corte se ve delicioso y me pasa como a Be nunca he visto el pudin de caramelo tengo que encontrarlo seguro que esta delicioso.
    Besinos
    El Toque de Belén

    ResponderEliminar
  11. Se ve una tarta rica y esto es lo más importante, seguro que tu suegro se quedó bien contento con este detalle ¿ verdad?. besos guapa

    ResponderEliminar